Glucosamina

La glucosamina es un azúcar (amina) que actúa en la biosíntesis de la glicosilación de las proteínas y de los lípidos. Es por tanto, imprescindible.

Se utiliza en el tratamiento de la artritis y de la artrosis porque favorece el desarrollo de los tejidos cartilaginosos.
La glucosamina (C6H13NO5) es un aminosacárido, precursor de la síntesis bioquímica de los lípidos y de las proteínas glicosiladas. Forma parte de la estructura de los polisacáridos quitina y quitosan, los cuales componen el exo-esqueleto de los crustáceos y de otros artrópodos.
La glucosamina es uno de los monosacáridos más abundantes en la biosfera.
Es comercializada en su presentación oral como tratamiento de la artrosis, aunque hay estudios que dudan de su efectividad. Las formas de la glucosamina más vendidas son la glucosamina sulfato y la glucosamina clorhídrica. Sin embargo como sumplemento, a menudo se comercializa combinada con otros como el condritin sulfato o el metilsulfonil sulfato.
Glucosamina:

1.- Dónde se encuentra: El sulfato de glucosamina es una sustancia natural que se encuentra en el cuerpo. La glucosamina es extraída de los cangrejos, las langostas y las conchas de camarones.

2.- Para qué sirve: para prevenir o tratar la osteoartritis. La mayoría de las investigaciones sobre glucosamina han medido su eficacia para tratar la osteoartritis de rodilla. Sin embargo, algunas pruebas afirman que puede ser efectiva para tratar la osteoartritis de cadera y de columna vertebral.
El cuerpo utiliza la glucosamina para producir una variedad de otras sustancias involucradas en la formación de tendones, ligamentos, cartílagos y líquido (que rodea las articulaciones).
El movimiento de las articulaciones es amortiguado por líquido y cartílago. En algunas personas con osteoartritis, el cartílago se rompe y se adelgaza, lo que deriva en dolor y rigidez. La glucosamina puede aumentar la cantidad de cartílago y líquido que rodea la articulación y prevenir su deterioro.
Los investigadores también destacan la importancia del sulfato de glucosamina, que podría funcionar mejor que otras formas de glucosamina.

3.- Su déficit qué provoca: artritis, osteoartritis. Dolor y rigidez articular.

Precauciones
Los niños y las mujeres embarazadas no deben tomar estos suplementos.
Dado que la glucosamina es un aminosacárido, las personas con diabetes deben controlar frecuentemente sus niveles de azúcar si consumen suplementos.
Las personas alérgicas a mariscos, deben consultar a su médico antes de consumir glucosamina. En la mayoría de los casos, las alergias son causadas por las proteínas que se encuentran en los mariscos, no por el chitín, carbohidrato del cual se extrae la glucosamina.

Saludable-mente: web de Salud con las las últimas noticias sobre Medicina y con especial atención a la Medicina Ortomolecular y al metabolismo humano que es el que mueve la maquinaria humana.